¿Un pecador climático? Las emisiones de CO2 en Alemania

0
132

Berlín, 20 sep (dpa) – Greta Thunberg conoce el recurso: políticos que se refieren a la responsabilidad de los demás. La joven activista contra el cambio climático lo dejó en claro esta semana ante el Congreso de Estados Unidos: «Este es el mismo argumento que se está utilizando en su contra». Thunberg opinó que todos los actores deben implicarse en la lucha por frenar una catástrofe climática.

Esa lógica rige también para Alemania. ¿En qué situación se encuentra Alemania en el tema de la emisión de dióxido de carbono (CO2)?

Un informe de los hechos:

AFIRMACIÓN: Como país, Alemania emite una pequeña proporción de las emisiones que dañan el clima en todo el mundo. Por lo tanto, poco puede hacer con medidas a nivel nacional para frenar el calentamiento global provocado por el hombre.

REALIDAD: Ciertamente, una cincuentava parte de las emisiones globales de CO2 relacionadas con la energía se emiten en Alemania: las cifras disponibles para 2018 sitúan la participación alemana en 2,1 por ciento. La Agencia Internacional de Energía (AIE) llegó a la misma conclusión en su análisis del año 2016.

Lo que en una primera mirada pareciera ser un porcentaje muy bajo, si se lo analiza detalladamente es sin embargo una cifra considerable. En una comparación internacional, Alemania ocupa el sexto lugar del ranking de los mayores emisores de CO2, según un estudio de la compañía petrolera británica BP del año 2018.

En promedio, cada ciudadano del mundo emite alrededor de cinco toneladas de dióxido de carbono al año; sin embargo, en Alemania, según los cálculos del Global Carbon Project, la cifra es de 9,7 toneladas per cápita, casi el doble. Cada chino contribuyó con un promedio de 7 toneladas de CO2 al cambio climático, cada ciudadano estadounidense con 16 toneladas.

Al análisis numérico se añaden factores políticos: Alemania tiene una influencia considerable en los grupos de países del G7 y G20. En las Naciones Unidas, Berlín determina actualmente desde el Consejo de Seguridad el destino del mundo.

Y por último, pero no por ello menos importante, Alemania también tiene una gran responsabilidad en la Unión Europea, y por lo tanto, en torno a una décima parte de las emisiones mundiales de CO2 relacionadas con la energía.

En vista de estos factores, Alemania también está desempeñando un papel pionero en la protección del clima; otros países podrían seguir su ejemplo.

Por Katja Räther (dpa)