Foto: Soeren Stache/dpa

Berlín, 12 ene (dpa) – Brasil, el próximo adversario de la selección alemana de balonmano en el campeonato mundial que acaba de iniciar en Alemania y Dinamarca, cayó ayer a pesar de un muy buen rendimiento por 22-24 ante Francia, defensor del título.

José Toledo fue con ocho goles el mejor lanzador de la selección brasileña, que no logró imponerse principalmente a causa de la extraordinaria actuación del portero francés, Vincent Gerard. Michael Guigou y Dika Mem fueron con seis tantos respectivamente los mejores marcadores del actual campeón del mundo ante los 10.529 aficionados presentes en el estadio Mercedes Benz Arena de Berlín.

También las otras formaciones consideradas favoritas al título comenzaron el campeonato con sendos triunfos. España, actual campeón europeo, se impuso en Múnich ante Bahréin por 33-23. Ferrán Sole fue con siete goles el mejor lanzador del partido.

Por su parte, Suecia, subcampeón europeo, venció a Egipto por 27-24 en Copenhague. Los suecos Jim Gottfridsson y Lukas Nilsson fueron con cinco goles cada uno los máximos anotadores del partido disputado en la capital de Dinamarca.

Noruega, subcampeón del mundo, ganó sin dificultades ante Túnez por 34-24, sin duda también gracias a los nueve tantos anotados por Magnus Jondal en la ciudad danesa de Herning. Croacia logró imponerse ante Islandia por 31-27 en Múnich, con ocho goles de Luka Stepancic como mejor lanzador del encuentro.

Alemania disputará hoy su próximo partido ante Brasil en el Mercedes-Benz Arena de la capital germana.