La investigación asturiana capta más de 5,7 millones en convocatorias nacionales

0
92

La investigación asturiana ha logrado captar más de 5,7 millones de euros en las dos últimas convocatorias de ayudas a la I+D+i del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidad. El Gobierno central financiará 54 proyectos presentados por equipos de la Universidad de Oviedo y de organismos públicos de investigación que tienen como objetivo generar conocimiento y afrontar grandes retos incluidos en el plan estatal de investigación e innovación.

La resolución de las convocatorias de 2018 de la Agencia Estatal de Investigación supone la financiación de proyectos con un horizonte temporal de entre tres y cuatro años. Los principales beneficiarios de las convocatorias Retos Investigación y Generación de conocimiento, las más relevantes para la comunidad científica, son investigadores y grupos de la Universidad de Oviedo y de organismos públicos de investigación como el Instituto de Productos Lácteos de Asturias (Ipla), el Instituto Nacional del Carbón (Incar), el Centro de Investigación en Nanomateriales y Nanotecnología (CINN) -todos ellos centros mixtos del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC)- y el Servicio Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario (Serida).

Por volumen de financiación, la convocatoria más relevante para Asturias es la de proyectos dirigidos a la resolución de problemas vinculados a los grandes retos de la sociedad española, un apartado en el que los equipos regionales dispondrán de 3.773.627 euros. La Universidad de Oviedo lidera la mayor parte de las 35 iniciativas de este programa. Las temáticas relacionadas con la biología, la ingeniería y la informática centran algunos de los proyectos con mayor financiación. No obstante, dentro de los retos para la sociedad se incluyen también estudios vinculados con Derecho, Economía, Ciencias de la Educación o Filología.

De los organismos públicos de investigación, destacan cuatro proyectos del Incar, con más de 560.000 euros; tres del IPLA, que contarán con algo más de medio millón de financiación, y tres del Serida, con 386.000 euros. Por su parte, el CINN dispondrá de 60.000 euros para un programa de ultramateriales de carbono para la gestión térmica.

Por lo que respecta a la convocatoria de Generación de conocimiento, la investigación asturiana dispondrá de casi dos millones para 19 proyectos, presentados en su totalidad por investigadores de la Universidad de Oviedo. En este apartado, se desarrollarán propuestas de Humanidades, Ciencias Jurídico-Sociales, Ciencias de la Educación, Matemáticas, Física y Geología, entre otras disciplinas.

Proyectos en todas las áreas de conocimiento

Estos resultados ponen de relieve, según el consejero de Ciencia, Innovación y Universidad, Borja Sánchez, “el potencial científico del Principado, ya que se trata de convocatorias nacionales muy competitivas”. A su juicio, es importante visibilizar tanto los fondos que se captan como el número de proyectos que, además, “abarcan todas las áreas de conocimiento y van a tratar estudios tan diferentes como la revalorización de subproductos de la industria agroalimentaria o los nuevos abordajes en el derecho administrativo sancionador”.

Las convocatorias que acaban de obtener la resolución definitiva suman, junto con las del año anterior, más de 150 proyectos en activo con financiación nacional.

“Actualmente estamos trabajando para diseñar una estrategia que potencie la actividad investigadora de nuestros grupos lo antes posible, tal y como explicaremos próximamente en la Junta General del Principado”, ha avanzado el titular de Ciencia.

El Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades ha incrementado la aportación económica con un total de 360,7 millones a proyectos presentados por universidades, centros públicos de I+D+i, centros privados y entidades sin ánimo de lucro y centros tecnológicos vinculados a la ciencia, la tecnología y la innovación. De hecho, la convocatoria 2018 se convierte en la mejor financiada desde 2011, con un crecimiento del 12% respecto a la de 2017, que alcanzó los 323 millones, gracias un mejor aprovechamiento del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder).