Hacer presentaciones como un profesional

Foto: Christin Klose/dpa-tmn

(dpa) – Hechos resumidos de manera concisa y complementados con imágenes o gráficos: las presentaciones deben transmitir un tema y mantener la atención de los oyentes. Para que esto suceda, juega un papel central el programa utilizado.

Los clásicos en el rubro son PowerPoint de Microsoft y Keynote de Apple, sin costo tanto para iOS como para macOS. PowerPoint también puede ser empleado en una versión gratuita reducida, para lo cual hay que crear una cuenta de usuario. La versión completa tiene costo y viene por ejemplo en el paquete de Office de Microsoft.

Una alternativa para la instalación fija en el ordenador es Impress desde el software de oficina de código abierto Libre Office. Basada en la web también funciona la aplicación Google Presentations. Se adapta bien para el trabajo en equipo, comenta Dorothee Wiegand de la revista especializada «c’t». El programa muestra el proceso de elaboración y también quién ha cambiado qué cosa.

UNA GRAN SUPERFICIE EN LUGAR DE MUCHOS FOLIOS

También se ha afianzado el servicio web Prezi. A diferencia de la presentación clásica, donde un folio sucede a otro, aquí se opera en una única y gran superficie de trabajo en la versión base del programa gratuito.

En Prezi puede se puede mantener una conversación con el auditorio y mostrar mientras con precisión y en forma aumentada en la pantalla lo que es relevante en ese momento, señala el asesor y autor Peter Claus Lamprecht.

Para ello no resulta necesario seguir un orden determinado, ya que todos los contenidos pueden ser elegidos de manera intuitiva.

Por la red también circulan otros numerosos servicios para presentaciones. «Naturalmente estos programas son algo más pobres en funciones en comparación con las apps de un ordenador de escritorio. Frecuentemente tampoco permiten varios autores», explica Andreas Weck de la revista digital «t3n».

TAMBIÉN HAY PROGRAMAS ADECUADOS PARA DESARROLLADORES

El programa Slides, que tiene costo, se adecua especialmente para desarrolladores. Aquí hay funciones especiales para la presentación de códigos de programa.

El servicio Haiku Deck es ideal para hacer presentaciones especialmente elegantes en poco tiempo, ya que se centra en un diseño atractivo.

En tanto, el software Venngae es recomendable para usuarios que quieran presentar datos complejos como diagramas, infografías o líneas de tiempo.

Junto a la versión online de PowerPoint, Microsoft también ofrece la aplicación web Sway. Una fortaleza de este programa es el storytelling: fotos y textos se dejan unir fácilmente con reportes de viajes, newsletter y similares.

ESQUEMA CLARO Y POCO TEXTO

Pero finalmente el software es solamente una parte del asunto. Lo importante es una clara estructura que consista en introducción, parte principal y conclusión.

Andras Weck manifiesta: «En la introducción siempre es recomendable explicar el tema de la manera más clara posible». Para ello resulta excelente el esquema «situación, problema y pregunta», agrega.

En la parte principal se responde exhaustivamente la pregunta formulada, mientras que la conclusión apunta nuevamente a la tesis central.

Fundamentalmente las presentaciones deben contener poco texto. De lo contrario se corre el riesgo de que el auditorio esté tan ocupado con la lectura que ya no preste atención.

Los folios solamente sirven para la preparación visual, indica Weck. Las imágenes pueden respaldar esto y, en el mejor de los casos, ofrecer un valor añadido en términos de contenido.

Por Maximilian Konrad (dpa)