El sur de Alemania se prepara para un nuevo temporal de nieve

0
148
Foto: Lino Mirgeler/dpa

Múnich, 11 ene (dpa) – Las copiosas nevadas que cubren desde hace días el sur de Alemania remitirán el fin de semana pero volverán a arreciar a partir del domingo por la noche, advirtió hoy el servicio alemán de meteorología DWD.

Un nuevo frente frío producirá fuertes nevadas en la región alpina alemana, señaló el meteorólogo Guido Wolz, director regional de DWD en Múnich.

El frente podría dejar hasta un metro más de nieve en cotas altas. «Mejor no imaginarse todo lo que puede traer aparejado», comentó Wolz. En la actualidad hay entre un metro y medio y dos metros de medio de nieve a una altura de 1.500 metros.

Las copiosas nevadas perdieron fuerza este mañana, pero el tráfico ferroviario en el sur y el este de Baviera seguía interrumpido. También continuaban cerradas numerosas rutas, obstruidas por las masas de nieve y por los árboles caídos.

Los aeropuertos de Múnich y Fráncfort se vieron también afectados por la ola de frío. Cerca de un centenar de vuelos fueron anulados hoy en Múnich, mientras que en Fráncfort se cancelaron unos 120 vuelos.

En las regiones más castigadas por el temporal, bomberos, personal de defensa civil y voluntarios trabajaban sin cesar para liberar techos del peso de la nieve.

Numerosos automovilistas quedaron atascados durante varias horas en la noche del jueves en la autopista A8 que une Múnich con la ciudad austriaca de Salzburgo debido a las copiosas nevadas.

Un niño de nueve años perdió la vida al caerle encima un árbol en la localidad de Aying, comunicó la Policía. El árbol de diez metros de altura no soportó el peso de la nieve y se desplomó sobre el niño en la entrada de su casa.

Centenares de personas seguía aisladas en la zona de Berchtesgaden, en la región alemana fronteriza con Austria. Las autoridades del distrito activaron el plan de emergencia y pidieron ayuda a las fuerzas armadas para despejar las masas de nieve.

Las clases en distritos del sur de Baviera se suspendieron también para hoy. Las autoridades educativas advirtieron que era peligroso ir caminando al colegio.

La federación de propietarios alemanes de bosques efectuó un llamamiento a no internarse en los bosques nevados por existir peligro de muerte, señala hoy el diario «Bild».