El Parlamento alemán mejora la rehabilitación para las víctimas de la RDA

115

Berlín, 24 oct (dpa) – El Bundestag (Cámara baja) de Alemania aprobó hoy un proyecto del Gobierno federal para mejorar las posibilidades de rehabilitación de las víctimas de la persecución política en la antigua República Democrática Alemana (RDA).

El proyecto de ley aprobado por el gobierno federal prevé la eliminación de todas las fechas límite anteriores para las solicitudes. De acuerdo con la legislación vigente hasta ahora, sólo se permitía en parte presentar solicitudes hasta finales de año.

Además, se facilitará la posibilidad de rehabilitar a los niños y jóvenes que fueron separados por la fuerza de sus padres y enviados a instituciones en la antigua Alemania Oriental.

Entre 1949 y 1990, casi 500.000 niños y jóvenes de la RDA fueron alojados en asilos. Entre ellos, unos 135.000 fueron a instituciones especiales, como los talleres juveniles, conocidos por sus métodos especialmente crueles de «reeducación» al sistema socialista.

La iniciativa fue apoyada también por el Partido Liberal (FDP), mientras que los Verdes y la Izquierda se abstuvieron porque todavía ven lagunas en la resolución de la rehabilitación de algunos de los grupos de víctimas de la dictadura del Partido Socialista Unificado de Alemania (SED).

Sólo la derechista Alternativa para Alemania (AfD) votó en contra del proyecto.

«La RDA es historia, pero las consecuencias que dejó aún no han terminado. El espectro de la RDA ha dejado cicatrices y heridas en muchas personas», comentó el diputado de la Unión Demócrata Cristiana Manfred Grund durante el debate.

«Estas personas fueron encarceladas injustamente, separadas de sus padres, perseguidas como alumnos o maltratadas psicológicamente por las llamadas medidas de desestabilización. La lista podría continuar», enfatizó Monika Lazar, de los Verdes.

Jürgen Martens, experto en derecho de los liberales, observó que la injusticia política no se puede reparar. «Sólo podemos reconocer a los que han sufrido la represión política en el Estado gobernado por el SED».

Martens acotó que se trata de «crear un poco más de justicia si es posible». La AfD exigió en vano la creación de un día nacional en memoria de las víctimas de la dictadura del SED. Su diputado Detlev Spangenberg también pidió un «reconocimiento a la expulsión forzada en la zona de frontera».

Incluso Friedrich Straetmanns, de la Izquierda, llamó la atención sobre el destino desconocido de quienes fueron forzados a reubicarse. Otros grupos, como las víctimas de dopaje sistemático en la antigua Alemania comunista, también continúan esperando una rehabilitación, dijo Straetmanns.