El Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) pondrá en marcha un proyecto de humanización en todas las áreas en las que se presta atención pediátrica con el fin de conseguir un espacio más cálido, confortable y acogedor para todos los pacientes hasta los 18 años, sus familiares y visitantes.

La intervención, que se llevará a cabo en primavera, cuenta con un presupuesto de unos 60.000 euros, que serán financiados por la Fundación Aladina, e incluye actuaciones en las unidades de cuidados, el hospital de día pediátrico, las puertas de la UCI, el patio interior de pediatría y las habitaciones de hospitalización.

La reforma se basará en el proyecto Territorio lúdico, que ha sido el ganador del concurso de ideas para la humanización de estos espacios organizado por el Colegio Oficial de Arquitectos de Asturias y la Fundación Aladina. El trabajo propone convertir “el cubo blanco, frío y aséptico de salas de espera, habitaciones de hospitalización, UCI… en un gran lienzo en blanco, un territorio lúdico que sería una página de un cuento por descifrar”, según los autores del proyecto, las arquitectas Beatriz Fernández Sánchez y Clara Fernández Sánchez; la ilustradora Alicia Varela Caso, y el diseñador gráfico Eduardo Soares Gomes.

El objetivo “es propiciar una experiencia de inmersión, en la que los visitantes, ingresados y trabajadores aspiren a reinterpretar el espacio y su entorno, dando alas a la imaginación activa y la relación entre pensamiento, sentimiento y fantasía”, han explicado sus responsables.

La directora general de Planificación Sanitaria, Concepción Saavedra, ha entregado hoy el premio del concurso a los autores del proyecto en un acto celebrado en el propio hospital y organizado por la Fundación Aladina y el Colegio de Arquitectos.

El jurado que seleccionó el proyecto ha destacado “su sencillez y su capacidad para abarcar todas las edades, desde neonatos, hasta niños y adolescentes, incluso a sus padres”-