El gobierno local ha trasladado la Comisión de Hacienda celebrada en mañana de ayer, miércoles, la intención de retomar la tramitación de la expropiación del Teatro Prendes de Candás tras el recurso interpuesto por el PP y consiguiente paralización del expediente el año pasado.

La portavoz del ejecutivo socialista, Paula Cuervo, ha señalado que “teniendo en cuenta las valoraciones jurídicas realizadas por la Secretaría Municipal en relación al recurso de reposición planteado por el grupo municipal popular al acuerdo adoptado en el último pleno en el que se abordó este asunto, procede retomar nuevamente la tramitación del expediente de expropiación incorporando el proyecto municipal en su última redacción”.

“Es evidente que la única pretensión del Partido Popular es obstaculizar de una u otra manera la adquisición del Teatro Prendes por parte del Ayuntamiento de Carreño, una muestra más de su falta de compromiso con la cultura al servicio del interés general del concejo. Desde el Partido Socialista mantenemos el criterio de avanzar en la tramitación de este expediente respetando los legítimos intereses de las partes implicadas”, explicó Paula Cuervo.

El informe jurídico emitido por la Secretaría Municipal que responde al recurso del Partido Popular, considera que la declaración de utilidad pública o interés social estaría ligada a la aprobación de unidades de actuación a desarrollar por el sistema de expropiación. Asimismo entiende que no existe incidencia – como afirmaron los populares – en la falta de aprobación del Texto Refundido del Plan General de Ordenación de Carreño, ya que éste fue aprobado definitivamente por acuerdo del pleno de la CUOTA en diciembre de 2011.

En relación con la inexistencia de crédito y autorización del gasto, el mismo informe jurídico señala que la consignación debería ser efectiva en el momento de la resolución del expediente, con lo cual sería suficiente con un compromiso en los términos que la intervención municipal defina.

Respecto a la supuesta ausencia de la descripción correcta del bien según lo dispuesto en la normativa expropiatoria y en concreto del estado material del inmueble, desde la Secretaría Municipal se constata que el expediente que se tramitó recoge todos los datos necesarios y que además del propio proyecto, constaba informe específico sobre el estado material. Y ante las dudas que plantearon los populares sobre la condición laboral de la arquitecta autora del proyecto, deja claro el informe que esta arquitecta es empleada pública de un ente que realiza labores técnicas para el Ayuntamiento.