Berlín, 6 nov (dpa) – El “Teufelsberg” (“la montaña del diablo”), una elevación de Berlín que alberga la legendaria estación de escucha de los Aliados durante la Guerra Fría, fue declarada monumento.

La escombrera del distrito de Charlottenburg-Wilmersdorf es un monumento único y complejo del siglo XX, señaló Klaus Lederer, ministro regional de Cultura de Berlín. El sitio simboliza la política destructora del régimen nacionalsocialista, el nuevo comienzo tras la Segunda Guerra Mundial y la época de la Guerra Fría, agregó Lederer.

La colina de 120 metros en el oeste de la capital alemana fue formada con escombros después de la guerra. Posteriormente, las fuerzas aliadas establecieron allí la única estación de escucha occidental con alcance inmediato en el sector soviético. Sus torres y cúpulas desmanteladas aún son un elemento típico de la silueta de la ciudad.