El buen tiempo está al caer y, en países como España, resulta a veces muy difícil combatir el calor incluso estando en tu propia casa. Para aquellas familias con muchos gastos, parece impensable el contratar algún servicio de aclimatación, sin embargo, son muchas las empresas que ofrecen servicios económicos al alcance de todos.

Llega el verano y, con él, el sol abrasante presente en gran parte de nuestro país. Si no quieres pasar calor en tu casa o apartamento y su efecto invernadero (tienen la capacidad de retener el calor entrante), más vale que busques soluciones para sobrevivir a la ola de calor. Te proponemos a continuación una lista de maneras y hasta algún truco de cómo combatir el calor en tu casa de forma económica.

Los nebulizadores o sprays de agua

¿Qué es un nebulizador? Se trata de ese sistema que has debido de ver en terrazas de bares o restaurantes que expulsa vapor de agua de tal manera que hace bajar la temperatura de la zona sin mojarte. Su innovador sistema incluye un conjunto de materiales sencillos de instalar y que no requieren un alto coste. Es el elemento perfecto para negocios del sector de la restauración e incluso para tu balcón, jardín o terraza personal. No es dañino para la salud, pues imita el proceso natural de vaporización del agua, así que te refrescarás de forma saludable. Por otro lado, los sprays de agua son, simplemente, botellines con difusor con los que deberás rociarte de vez en cuando. Es un método completamente económico, el inconveniente es, sin embargo, el tener que estar rociándose agua constantemente, lo que podría estropear tu peinado o maquillaje. Además, existen productos de farmacia para quemaduras que hidratan la piel y refrescan el cuerpo.

El aire acondicionado, tu mayor aliado

¿No has entrado nunca en un supermercado un largo día de verano y te has sentido como en el cielo? Son muchos los establecimientos públicos que han optado ya por instalar el aire acondicionado en sus estructuras para aportar a sus clientes un mayor índice de confort. Se trata de la opción más sencilla para combatir el calor, pues, imagina poder aclimatar tu apartamento con tan solo un botón. Encontrar un aire acondicionado económico es cada vez menos difícil, ya que varias empresas y páginas web te ofrecen sus servicios a precios reducidos, o con ofertas dependiendo de la estación en la que nos encontremos. Este sistema te permitirá modificar a tus anchas la temperatura de tu hogar, adaptándola según tus necesidades y velando por la buena temperatura para tus hijos. Estas y otras informaciones puedes encontrarlas en algún blog de aire acondicionado, que te puede explicar su funcionamiento e instalación. Otro aspecto positivo es que no tendrás grandes maquinarias en casa, ya que tan solo tendrás un dispositivo de aire acondicionado dentro de casa (o más, según cuantos desees) y el sistema de depuración y recogida de aire que será instalado en el exterior. Algunos de los aires acondicionados con una relación calidad precio más interesantes son los que ofrecen los catálogos con las tarifas de Mitsubishi Electric, que posee algunos productos low cost para aquellas familias o individuos con menor presupuesto, pero que ofrecen un servicio excelente. Es importante, antes de comprar un aire acondicionado, leer un blog de aires acondicionados de calidad, para encontrar aquel que se adapte mejor a tus necesidades y gustos.

Utiliza tu congelador para llevar a cabo algunas astucias

Aunque no lo sepas, tu congelador puede ayudarte durante la lucha contra las altas temperaturas. ¿No nos crees?

  • Guarda un vaso (o los que necesites para tus amigos, familia o pareja) durante algunos minutos en el congelador justo antes de servir en él la bebida. Ésta seguirá estando fresca durante más tiempo y, además, te refrescarás las manos.
  • Enfría una botella de forma más rápida en un congelador envolviéndola con un trapo húmedo. ¿Alguna vez te has olvidado de meter la bebida en la nevera y luego no tenías cubitos de hielo para refrescarla? Con este método tendrás tu botella de bebida bien fresca en cuestión de minutos.
  • Hablando del trapo mojado, puedes meterlo en el congelador y luego colgarlo frente a la ventana, en el caso de tener que abrirla. Piensa que, en épocas de gran calor, es recomendable no abrir las ventanas para que no entre más del que debe. Sin embargo a veces no queda otra opción y hay que abrirlas, por lo que este truco hará que el aire que entre se refresque. Eso sí, tu casa parecerá un desastre con tanto trapo suspendido.
  • Congela una uvas para luego refrescar el vino, o bebida, sin que al diluirse lo agüe. Sabes que ponerle cubitos de hielo al vino o la cerveza es un pecado, así que con esta técnica podrás tomarte una buena copa de vino sin tener que estropear su textura.

Toma buenas iniciativas

Todos sabemos que si vives en un piso o apartamento, y cuanto más alto esté situado, vas a pasar calor, puesto que el calor se queda concentrado en él. En ese sentido, resulta imprescindible tomar buenas medidas para preservar el frescor y no perder ni un ápice de éste.

  • En primer lugar, cierra las ventanas y baja las persianas todo cuanto puedas para no dejar entrar a los rayos de sol. Procura dejar algo de luz, para no tener que encender luces innecesarias durante el día. Durante la noche, abre las ventanas para que la frescura nocturna entre en tu hogar.
  • Refréscate e hidrátate regularmente. No vamos a repetir lo que ya conoces: es de suma importancia hidratar el cuerpo tanto por fuera como por dentro.

No hemos querido incluir el ventilador eléctrico en esta lista, ya que su consumo energético infla las facturas de la luz considerablemente. Si no quieres seguir al pie de la letra tantas medidas y chanchullos, opta por el aire acondicionado, ya que, al fin y al cabo, es lo más sencillo. No le pongas precio a tu confort y arma tu hogar con el mejor mecanismo para combatir el calor. Sino, las otras medidas te ayudarán durante tu día a día veraniego.