Pocas dudas caben de quela educación necesita algún tipo de cambio, y pocas dudas caben, también, de que internet ha revolucionado una enorme cantidad de ámbitos de la vida. Así que, probablemente, estos dos elementos vayan a unirse más pronto que tarde.

La educación reglada ya no es tan importante

Lo primero que hay que decir al tratar este tema es que la educación reglada ya no tiene tanta importancia como tenía en el pasado. Esto puede parecer sorprendente, pero no lo es en absoluto.

Tienes que pensar, por ejemplo, que la mayor parte de los empleos que más se demandan actualmente apenas existían hace veinte años. Las universidades ni tan siquiera han podido ponerse las pilas a este respecto.

Son los cursos no reglados los que están ofreciendo esos conocimientos, y los dueños de las empresas lo saben. Es por ello que los entrevistadores ya no se centran tanto en lo que estudiaste o dejaste de estudiar, sino en los conocimientos que tienes de verdad.

Y es que ese es otro tema a tener muy en cuenta. El hecho de haber obtenido un título no significa que sepas todo lo que se esperaría de un título universitario. De hecho, la mayor parte de las veces, una vez terminas de estudiar algo, ya te olvidas de ello.

Sin embargo, en los cursos online se asume que estás estudiando algo que te gusta, por lo que es mucho más probable que lo que estudies, finalmente, se te quede grabado, porque lo importante son las competencias, y no el título.

Otro punto a tener muy en cuenta es que estos cursos online son cada vez más completos. De este modo, los estudiantes se sienten mucho más acompañados y el aprendizaje es mucho mejor.

Por ejemplo, los cursos de matemáticas online pueden servirte para reforzar tu base matemática, y, además, están explicados paso a paso. Si no entiendes algo, puedes preguntar. Es decir, que te permiten ir al ritmo que necesites sin ninguna dificultad.

La educación no reglada es fácilmente accesible en internet

También es importante decir que esta educación no reglada online es mucho más fácil de obtener que la educación tradicional. Al fin y al cabo, hablamos de una educación que está al alcance de un par de clics en Google.

Es por ello que la pregunta suele ser… ¿Y cómo elijo qué estudiar? Esta pregunta te la pueden resolver sin ni siquiera salir de la red. Por ejemplo, puedes acudir a psicologos online para que, mediante tests de personalidad, te orienten y te ayuden a elegir mejor lo que estudiar.

Lo importante es entender que, elijas lo que elijas estudiar, tienes una enorme cantidad de recursos online que te pueden ayudar a conseguir los conocimientos al respecto. Eso sí, tenemos que diferenciar entre dos tipos de educación online.

Por un lado, tenemos la educación organizada, que serían los cursos o los blogs que presentan una guía que seguir (como si fuera un libro de texto, digamos). Esta educación organizada ofrece un mayor acompañamiento al usuario.

Además, hay que señalar que, dentro de la educación organizada, se suelen encontrar los cursos de pago. Estos cursos ofrecen mayor información y mayor acompañamiento, y el precio no suele ser muy alto (sobre todo si lo comparas con las carreras universitarias).

Por otro lado, tenemos la educación no organizada en internet. Aquí podríamos meter todo tipo de información que se consume de forma más aleatoria. Es decir, un día acudes a la Wikipedia, al siguiente a un blog y al otro a un vídeo de YouTube.

Podría parecer que es imposible aprender así, pero lo cierto es que es la forma en que la mayor parte de programadores, expertos en marketing online y profesionales de este estilo han aprendido. 100% autodidacta.

El Estado también se está poniendo las pilas

Tanta relevancia está cobrando el hecho de hacer cursos online y formarse a través de internet que incluso el Estado está dando pasos para ofrecer algunos de sus cursos de esta forma (lo cual no siempre es fácil, claro).

Ahora puedes hacer el curso online de Guardia Civil a través de AVEFOR, que es la mejor academia de Guardia Civil según el propio foro de la Guardia Civil. Así que, actualmente, tienes unas oportunidades realmente interesantes.

También se han ofrecido estos mismos cursos en otras áreas, como en los bomberos o en determinadas áreas donde se requiere una formación intelectual específica. Sin embargo, como es natural, sigue siendo necesario acudir a realizar las pruebas físicas y las prácticas por separado.

Y no solo cursos, sino información sobre éstos

Por último, hay que señalar que internet no solamente nos da acceso a una mayor cantidad de cursos, formación e información en general, sino que también nos ayuda a obtener información sobre aquellos otros cursos que no pueden hacerse online.

Por ejemplo, CTMA Consultores es una consultoría para PYMES que ofrece una buena cantidad de información relacionada con cursos obligatorios y presenciales (como el curso de manipulador de alimentos o el de auxiliar de almacén, por ejemplo).

Y es que, aunque internet avanza, sigue siendo imposible hacer ciertos cursos en línea. Por suerte, contamos con la ayuda de gente especializada que nos da la información que necesitamos para poder acudir a donde sí se ofrecen dichos cursos.

El caso de los manipuladores de alimentos que hemos mencionado es un ejemplo, pero se puede ver con mucha más claridad en las carreras universitarias. No puedes hacerlas online, pero puedes encontrar toda la información que necesitas para matricularte en la universidad.

En definitiva, aunque no puedas hacer un curso online sobre aquello que te gusta y te interesa, lo que sí encontrarás es la información necesaria para poder hacer el curso allí donde lo ofrezcan. Algo es algo.

Como puedes ver, la educación e internet están condenados a entenderse. De hecho, ya lo están haciendo, y es en internet donde puedes conseguir unos conocimientos no-reglados que te permitan acceder a mejores puestos de trabajo.