El Gobierno de Asturias niega que vaya a aplicar un nuevo impuesto sobre el consumo de agua

El Gobierno de Asturias niega que se vaya a aplicar un nuevo impuesto sobre el consumo de agua, tal y como publica hoy un medio de comunicación, y recuerda que desde 2014 está vigente el tributo sobre las afecciones ambientales del uso de este recurso.

El director general de Calidad Ambiental, Manuel Gutiérrez, participó ayer en la mesa redonda Agua, divulgación y sociedad, organizada en la presentación del Máster Internacional en Operación y Mantenimiento de Plantas de Tratamiento de Aguas de la Universidad de Oviedo. En ese marco, aludió al impuesto sobre afecciones ambientales del uso del agua, establecido en la Ley del Principado de Asturias 1/2014, de 14 de abril, y que se aplica desde mayo del mismo año.

Gutiérrez recordó que la citada norma, que redefinió el antiguo canon de saneamiento, potencia el uso racional y eficiente de este recurso a través de diferentes mecanismos, por ejemplo, fijando una cuota variable más elevada a partir de un nivel de consumo que se considera el máximo de uso racional.

También explicó que en el caso de usos industriales, la norma establece que la base imponible se determine en función de la carga contaminante, por lo que el tributo tiene carácter ambiental, dado que no responde a la prestación de un servicio, sino al principio de que quien contamina debe pagar y de que las mejoras a las que se destinan los recursos económicos obtenidos benefician a toda la sociedad.

Sin embargo, el director general no se refirió en ningún momento a la posibilidad de aplicar un nuevo impuesto sobre el consumo de agua en Asturias.

Por otro lado, Gutiérrez precisó que el Plan Director de Abastecimiento de Agua 2017-2037, que se encuentra en fase de adjudicación, incorporará un diagnóstico de los principales sistemas de la comunidad, para determinar su eficacia y renovar las redes en peor estado. El documento incluirá también medidas de concienciación social, educativas y publicitarias, así como la formulación de un modelo de tarifa que fomente el uso responsable, incrementando el control sobre el caudal de agua consumido en cada punto de suministro e impulsando iniciativas que desincentiven el gasto innecesario.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies